Anunciaron un aumento del 7%, pero no habrá bono para jubilados

El Gobierno oficializó que las jubilaciones, pensiones, AUH y asignaciones familiares aumentarán 7,78%a partir de diciembre, tal como surge de la ley de movilidad que votó el Congreso hace un año.



Así se desprende de la resolución 2 de la Secretaría de Seguridad Social, publicada este viernes en el Boletín Oficial.

El incremento del 7,78% implica una suba anual en jubilaciones del 28,5%. Así, los jubilados y pensionados cerrarán 2018 un aumento en sus haberes casi veinte puntos inferior a la inflación del año, que los economistas estiman en 47,5 por ciento.

En 2017 habían acumulado una mejora del 28%, contra un aumento de precios promedio del 24,8%.

Así, con el último ajuste de 2018, el haber jubilatorio mínimo pasará a 9.309 pesos. La Pensión Universal del Adulto Mayor (PUAM) subirá a $7447 mensuales. Y la Asignación Universal por Hijo, a $1827.

De acuerdo con el cronograma de la ley de movilidad, el próximo incremento de será en marzo y rondará el 11,8%. Recién entonces, el haber mínimo llegará a 10 400 pesos.

“No hay bono para los jubilados. Estamos monitoreando la situación social en forma permanente, pero no está previsto un bono de fin de año”, repitió el jueves el director de ANSES, Emilio Basavilbaso, al exponer en el Congreso ante la comisión bicameral que sigue la evolución del Fondo de Garantía de Sustentabilidad (FGS).

Dejá tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *