Emotivo adiós al Padre Zanitti

El día domingo una triste noticia conmovió a la ciudad. El padre Luis Zanitti había fallecido. Un sacerdote que dejó bien marcado su paso como párroco de la Basílica Nuestra Señora del Carmen. El lunes por la tarde gran cantidad de amigos despidió sus restos que fueron trasladados a Paraná.

La obra del Padre Zanitti dejó un  recuerdo en cada nogoyaense, fue quien ideó y realizó la obra del camarín de la Virgen del Carmen y le dio un nuevo aire a las fiestas patronales cada 16 de julio.

Recordado con una sonrisa o con un gesto, que denota que el Padre Zanitti, fue un buen sacerdote, un buen amigo, un buen hombre. Cualquier persona que pasa por el camarín de la virgen, o recorre la basílica recuerda la obra de aquel “curita” que por los años 80 entregaba todo para ver mejor la casa de la Virgen del Carmen.

Este domingo, su vida terrenal marcó un final, y como gran devoto a la Virgen del Carmen, su cuerpo fue velado en la basílica durante el domingo por la noche, hasta el lunes por la tarde. Por allí pasaron incesantemente los nogoyaenses que quisieron darle el último adió al querido sacerdote. El lunes por la tarde fue despedido con una misa concelebrada, presidida por Monseñor Juan Alberto Puiggari, y más de 10 sacerdotes que quisieron darle el último adiós al Padre Luis Zanitti. Entre los presentes estaban el padre Eduardo Armándola y el padre Raúl Molaro. También acompañaron la celebración una gran cantidad de fieles, amigos y allegados del sacerdote.

Finalmente el cuerpo del Padre Zanitti, fue trasladado al seminario de la ciudad de Paraná, del cual fue rector y asesor espiritual, allí los seminaristas le realizaron la última despedida al sacerdote, para que luego sea sepultado en el cementerio allí ubicado en donde descansan mas de 40 sacerdotes entrerrianos.

Semanario La Voz de Nogoyá

[nggallery id=14]

 

Dejá tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *