Ya es una costumbre, otra copa más para 25

Por Gonzalo Cornago. Por un largo tiempo el decano recordará la noche del 23 de febrero en la ciudad de Victoria.  Para siempre guardará cada retazo de ese viernes por la noche inolvidable. El día en que conquistó su primer torneo Copa. Ese trofeo tan tradicional que por tercera vez lo recibía en la definición y nunca había podido obtener. 

Nuevamente se enfrentaba nada menos que con el equipo local, 25 de Mayo de la ciudad de Victoria quien llegaba por rueda de perdedores. No son muchos los equipos que han vencido al dueño de casa en una final y el decano se dio el gusto en esta edición 2013

El equipo dirigido por Orlando Frutos llegaba de manera invicta por rueda de ganadores a la definición del torneo lo que le daba la chance de hasta perder el primer partido. Pero el decano no tenía en mente desperdiciar una nueva chance. A los 11 minutos  Salgaro con un gran remate desde afuera del área, colgó la pelota en el ángulo del arquero Stiechr que solo atinó a observar como la pelota inflaba la red.  El equipo nogoyaense se encontraba en el comienzo del partido con una ventaja que le permitía manejar los tiempos del partido. A partir de allí Sebastián Rojas (uno de los refuerzos que el decano trajo para este torneo y el Regional) se hizo amo y señor de la pelota. Manejó el balón a su antojo y el equipo de Victoria nunca encontró la forma de taparle los caminos.

Sobre los 25 minutos, Rojas quita un balón sobre el centro de la cancha e inmediatamente habilita a Mauro Giménez pero el arquero victoriense llegó antes al balón.

A los 34 minutos fue Federico Whilhelm quien con un largo pelotazo desde el fondo a espalda de los zagueros habilitó a Gimenez quien con una larga gambeta eludió al arquero pero no le quedó ángulo para definir y la pelota se fue desviada.

El equipo local y último campeón del torneo Copa no mostraba reacción y a los 2 minutos del segundo tiempo llegó un nuevo gol para 25.  Una buena habilitación de  Primo por el sector izquierdo para Federico Bardou quien envíó el centro rasante para que Giménez finalmente se encuentre con el gol y ponga al decano 2 a 0 en el marcador.

Inmediatamente Alejandro Schimdh, técnico del equipo local, mando al campo de juego a Gato Arrúa, quien estaba de suplente.  Pero el equipo de Victoria careció de un conductor para abastecer a sus delanteros lo que le permitió a Daniel Escudero tener una noche tranquila.

Los nervios empezaron a jugarle en contra al equipo local y a los 21 minutos sufrió la primera expulsión. El  lateral derecho Valenti vio la tarjeta roja por doble amonestación. Inmediatamente Ruiz agredió a Primo y el árbitro quien fue informado por su juez de línea, expulsó al defensor.  El dueño de casa terminó el encuentro con ocho jugadores, pero esto poco le importó al mayense.

Cuando el árbitro dio el pitazo final, todos los jugadores se abrazaron junto al cuerpo técnico e inmediatamente se dirigieron a la tribuna para festejar junto a su gente que lo alentó durante todo el partido.

El torneo Copa que tanto se hizo desear finalmente llegó a las vitrinas del decano. Este equipo que parece nunca conformarse, seguramente ya estará pensando en un próximo desafío. Aunque cada vez le quedan menos cuentas pendientes.

En tierra victoriense el Decano logró una copa más. Foto: Nogoyá Al Día

En tierra victoriense el Decano logró una copa más. Foto: Nogoyá Al Día

Dejá tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *